Llámanos gratis:
900 444 900
Facebook
Twitter
YouTube
LinkedIn
Instagram

¿Cuánto han aumentado las ayudas para el alquiler?

¿Cuánto han aumentado las ayudas para el alquiler?
Jose Millan
ayudas-para-el-alquiler

La tendencia al alza del precio del alquiler y la compra de la vivienda registrada en los últimos meses, son los primeros síntomas de la recuperación económica y financiera del país desde el estallido de la crisis en el año 2008. Aun así, sigue existiendo parte de la población que no es capaz de afrontar el pago de una vivienda, sea alquiler o hipoteca, y los gastos obligatorios ocasionados a éste.

Uno de los rompecabezas más importantes es el consumo de electricidad y gas, donde el gasto no solo depende del uso, sino que también de los impuestos y peajes, el encarecimiento del suministro y distintos gastos que ni se entienden en la propia factura. Por eso, Podo te ayuda a controlar esos gastos con tarifas flexibles y fijas adaptadas a las necesidades personales de cada usuario y a su consumo, con facturas claras y transparentes.

Desde el gobierno, se ha mejorado y aprobado las ayudas para el alquiler 2018 bajo el nombre Plan Vivienda 2018 -2021 con el objetivo de facilitar al inquilino el pago del alquiler de  la vivienda. Pero, aunque sea un plan diseñado desde el gobierno central, su implementación y características dependen de las comunidades autónomas, ya que son ellas son las encargadas de gestionar estas ayudas, es decir, convocarlas y gestionarlas.  

Se calcula que estas ayudas tendrán beneficio sobre más de medio millón de familias y además provocarán que se generen más de 60.000 empleos, lo que ayudará a seguir reactivando la economía.

¿Qué diferencias hay entre comunidades?

La diferencia más importante y significativa es la cifra mensual del alquiler, ya que ésta no puede superar los 600 EUR, pero en Barcelona, Madrid e Islas Baleares donde el precio del alquiler es mayor, la cuantía mensual aumentará hasta los 900 EUR.

El Plan de Vivienda estipula que el inquilino puede recibir hasta un 50% de la renta de los 600 EUR, con una ayuda máxima de 300 EUR. Si por ejemplo el precio del alquiler es de 400 EUR la ayuda máxima que se puede recibir es de 200 EUR. Pero, para las comunidades autónomas en las que el umbral del alquiler es más elevado (900 EUR), la ayuda será del 30% y, además, los inquilinos podrán optar a una ayuda adicional de 90 EUR más, lo que supondrá un total de 390 EUR de ayuda para afrontar el pago del alquiler.

Requisitos del Plan de Vivienda 2018-2021

Para poder acceder al programa de ayudas para el alquiler de viviendas no hay límite de edad y se tendrán en cuenta unos umbrales económicos cuantificados en el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM). El inquilino solicitante de la ayuda debe tener unos ingresos inferiores a 22.558 EUR brutos anuales (es decir, tres veces el IPREM dividido en catorce pagas), además que la vivienda deberá ser la habitual y permanente del solicitante.

Aunque es indispensable que la ayuda se solicite de forma individual, para poder disfrutarla se tiene en cuenta el total de las personas que viven en el hogar, es decir, si es un piso compartido con amigos o con una pareja, la suma de todos los ingresos no pueden superar el máximo establecido (22.558 EUR).

Si la unidad familiar es numerosa o los solicitantes son personas con discapacidad, los ingresos del hogar serán de 30.076 EUR y algunos casos más específicos será el ingreso mínimo por hogar de 37.595 EUR lo que equivale a cinco veces el IPREM (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples). En cambio, si la unidad de convivencia está compuesta por dos o más personas el límite de la renta es de dos veces el IPREM, es decir, una pareja sin hijos no podrá tener unos ingresos superiores a 15.039 EUR si quiere obtener esta ayuda de alquiler.

El solicitante tiene que ser el titular del contrato de alquiler para poder acceder a la ayuda, y consecuentemente, tiene que estar empadronado (dispone de dos meses desde la resolución para presentar el volante del padrón). Si la vivienda es compartida y el contrato tiene más de un titular (los inquilinos son cotitulares) es imprescindible que todos los integrantes del contrato soliciten la ayuda para el alquiler en la comunidad autónoma, y ésta, resolverá el caso para cada persona individual. En el caso de abandonar la vivienda, será necesario ejercer un cambio de titular en el contrato de la luz para liquidar los gastos y terminar la relación contractual entre el inquilino y la comercializadora. Para más información, te invito a que accedas a este post

Además, si durante la prestación económica el importe del alquiler es modificado, es aumentado, o el inquilino aumenta sus ingresos, se deberá notificar obligatoriamente a la Consejería de Vivienda.

Ayudas para jóvenes

Los solicitantes jóvenes tienen que ser menores 35 años en el momento en que demanden la ayuda, y la vivienda tiene que ser el domicilio habitual durante todo el tiempo que reciban la ayuda económica. Además, el programa de vivienda para el alquiler establece ciertas restricciones para poder solicitar la ayuda, ya que no podrán acceder a ella quienes tengan bajo su poder otra vivienda o un usufructo de la misma, aunque si acreditan que no pueden disponer de ella por causas ajenas, sí podrán solicitarla.

La cuantía de la ayuda puede suponer hasta el 50% del alquiler mensual del inquilino, es decir, un máximo de 300 EUR si el alquiler no supera los 600 EUR.

En cambio, si el alquiler llega a 900 EUR, el máximo que puede obtener el inquilino es el 30% del total, con una posible ayuda adicional de hasta 90 EUR más (un máximo de 390 EUR). La ayuda es prorrogable anualmente, con un plazo máximo de 3 años.  

Ayudas para mayores

Las personas mayores que quieran disfrutar de estas ayudas para el alquiler deberán tener más de 65 años, ser su vivienda permanente y no tener otra vivienda en propiedad. Su patrimonio tiene que ser inferior a 100.000 EUR y no pueden tener unos ingresos superiores a 22.558 EUR anuales. Además, tienen que acreditar que han vivido bajo el régimen de alquiler durante 40 años, como mínimo.

La cuantía mensual puede llegar hasta el 50% del precio total del alquiler de la vivienda, la cual no puede superar los 600 EUR. Si el alquiler es en Barcelona o Madrid, el alquiler podrá llegar hasta los 900 EUR y la ayuda no podrá ser mayor a los 200 EUR, es decir, un 30% del precio total.

Novedades en las ayudas para el alquiler

Una de las principales novedades del plan es que por primera vez la ayuda tiene carácter retroactivo desde el 1 de enero de este mismo año para aquellos solicitantes que presenten un contrato de arrendamiento vigente a fecha de 1 de enero o anterior. Pero, si la fecha del contrato de arrendamiento es posterior, la subvención empezará a aplicarse desde el día en que se formalizó el documento, es decir, desde el día de inicio de la relación contractual.

Otra novedad del plan es que también contempla una ayuda a la compra de una vivienda de hasta el 20% del precio total (con un máximo de 10.080 euros). Solo los menores de 35 años pueden optar a esta ayuda de compra de vivienda y estos, no pueden tener unos ingresos superiores a 22.558 EUR. Además, la vivienda tiene que estar situada en municipios con una población inferior a 5.000 habitantes.

Podo te ayuda a despreocuparte por la cuota de consumo de la luz y el gas, ya que el precio siempre es el mismo durante la duración del contrato. Además, con nuestro FIJO pagarás la misma cantidad todos los meses, así evitarás picos en las facturas, cosa que te permitirá controlar mejor los gastos de tu vivienda.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

14 + 14 =

Llámanos
987 790 729