Llámanos gratis:
900 444 900
Facebook
Twitter
YouTube
LinkedIn
Instagram

¿Por qué el autoconsumo ha sido un debate en el Parlamento Europeo?

¿Por qué el autoconsumo ha sido un debate en el Parlamento Europeo?
Roger Noguera

Si estas interesado en el mundo de las renovables, lo primero es darte las gracias por tu compromiso con las energías limpias. Lo más seguro, si estás informado de esta rama del sector eléctrico conocerás la posición del Parlamento Europeo sobre el denominado ‘impuesto al sol’, que se votó en contra el pasado 15 de enero. Si por el contrario no sabes nada sobre este tema, te vamos a ir explicando cada concepto para que también puedas entender este logro de las energías renovables.

Resumen

¿Qué es el ‘impuesto al sol’, y por qué se paga?

En pocas palabras, se trata de una tasa que tienen que pagar los usuarios que consumen la energía que han producido. En este sentido, la razón por la que se quiso poner este impuesto se remonta al año 2013, cuando el ex ministro de energía- José Manuel Soria- planteó una ley de reforma a las renovables que generó mucha polémica en el Parlamento.

Según el Gobierno, las personas que conseguían la energía por si mismas debían pagar un impuesto al seguir enganchados a la red eléctrica. Tema razonable, pero que pierde su sentido cuando éste no la utiliza al conseguir toda su producción de manera sostenible y gratuita.

El ‘impuesto al sol’ llega al Parlamento Europeo

En este último tiempo el calentamiento global está en la agenda europarlamentaria como un asunto importante a tratar. El pasado 15 de enero se abrió sesión en la Eurocámara para tratar varios frentes en materia medioambiental: por un lado, el compromiso de los países de la zona a mejorar en un 65% la producción eólica para 2030 y por otro, el impuesto al sol’, de la cual España estuvo muy presente. En esa votación, 751 parlamentarios decidieron no apoyar esta tasa que supone un gran avance para fomentar las energías renovables.

A pesar de este avance, tanto el Consejo como la Comisión Europea deberán debatir estas propuestas, que tienen como objetivo cumplir con el Acuerdo de París: la descarbonización total en 2050. En nuestro país el debate está servido, ya que la oposición a la norma impuesta por el ejecutivo de Mariano Rajoy en su primera legislatura sigue teniendo a muchos detractores.

Podo quiere eliminar el impuesto de la renovables

El ‘impuesto al sol’ no es la única tasa que está generando debate en España. A este caso se le suma otro coste, el del 7% a la generación eléctrica para todas las plantas renovables – fotovoltaica y eólica – que se instalen de forma libre, sin subvenciones, ni precios garantizados a partir del 1 de enero de 2018. El objetivo de Podo, a través de la plataforma osoigo.com, es eliminar este impuesto que obstaculiza el uso de estas energías tan necesarias para evitar el calentamiento global. Si quieres apoyar nuestra iniciativa pincha aquí, te llevará 10 segundos. Gracias a este acto contribuirás a la mejora calidad del aire y al uso de una energía más rentable económicamente.

Llámanos
987 790 729