Llámanos gratis:
900 444 900
Facebook
Twitter
YouTube
LinkedIn
Instagram

Consejos para ahorrar en tu factura del gas

Consejos para ahorrar en tu factura del gas
Roger Noguera

El gas natural es una de las fuentes de energía más utilizadas en los hogares españoles. Cuenta con muchas ventajas con respecto a otras energías como la electricidad o el gas propano, y es que se trata de una energía más limpia y también más económica, aunque durante algunos meses del año su coste se puede disparar debido al uso de la calefacción. Si quieres saber cómo ahorrar en la factura del gas, estás en el lugar indicado. Te contamos todo lo que puedes hacer para que tu factura de gas sea más barata.

Aprovechar la luz solar

El poder calorífico del sol es muy elevado incluso en invierno. Por eso, aprovechar al máximo las horas de luz solar puede hacer que la factura del gas sufra una disminución importante. Permitir que el sol penetre a través de las ventanas, sin obstáculo, es un buen consejo a aplicar desde el primer momento.

Regular la temperatura

Poner la calefacción a mucha temperatura aumenta el gasto de gas de forma considerable y es muy poco práctico para la comodidad de las personas. Una temperatura agradable en casa se mantendrá entre 21 y 22 grados, tratando de evitar además los cambios bruscos, porque implica un consumo mucho mayor. También es muy útil regular la temperatura del agua y evitar que la caldera suba más de 45 grados, porque no tiene una aplicación física dentro de casa, pero sí se nota en el consumo.

Climatizar cada habitación

Colocar termostatos en cada espacio o habitación es algo a tener en cuenta para controlar el gasto de energía. En una vivienda grande, es habitual que no todas las habitaciones se utilicen por igual, por lo que mantenerlas todas a la misma temperatura implica un mayor consumo. Lo más aconsejable es limitar la temperatura de las estancias sin uso a unos 15 grados, cerrando la puerta para aislar el espacio lo máximo posible.

Revisar la instalación

Llevar un mantenimiento adecuado de la caldera y de las instalaciones es algo básico para evitar un consumo desmesurado. Purgar los radiadores entes de que comience el invierno, o revisar a fondo la caldera cada cinco años, son solo algunas de las pautas a seguir para ahorrar en la calefacción del gas natural. Además, la caldera debería cambiarse por completo cada 15 años aproximadamente.

Utilizar más ropa de abrigo

Con una ropa de abrigo adecuada, es posible reducir el consumo de gas, porque será necesaria una menor temperatura interior para sentir comodidad. También es mejor aumentar la cantidad de ropa que subir la calefacción, porque puede conseguirse el mismo efecto, pero ahorrando mucho en el proceso.

Ventilar sólo por la mañana

La ventilación es imprescindible en cualquier vivienda, pero ha de hacerse con sentido común para no desperdiciar energía. Es aconsejable hacerlo únicamente por la mañana y antes de encender la calefacción para no perder el calor ni malgastar más energía. Si tienes que abrir las ventanas durante otros momentos del día por alguna circunstancia, procura que sea de forma momentánea y aislando ese espacio del resto de la vivienda para no perder demasiado calor.

Mejorar el aislamiento

Un aislamiento adecuado en puertas y ventanas impide que el calor del interior de la vivienda se pierda. Es conveniente renovarlas cada cierto tiempo, pero, en caso de no poder, pueden colocarse gomas bajo las puertas o bajar las persianas de las habitaciones para que guarden mejor el calor.

Buenos hábitos

Cuestiones como reducir el tiempo de ducha, lavarse con agua templada o fría, cerrar el grifo cuando no se utiliza, aprovechar el calor residual de otros electrodomésticos, etc., permiten ahorrar gas natural de forma notable, lo que se verá reflejado en la factura de forma positiva para el consumidor.

Colocación de radiadores

La situación de los radiadores dentro de la vivienda también es clave para conseguir un mayor ahorro energético, siendo más recomendable que los radiadores se encuentren justo debajo de las ventanas, porque así se consigue una mejor distribución del aire y del calor en menos tiempo.

¿Qué es lo que más gas consume en casa?

El consumo de gas natural en una vivienda va a depender de diversos parámetros, como el tamaño de la casa o el número de personas que viven en ella. Por supuesto, también influye en el consumo el equipamiento que utiliza gas natural para funcionar y cómo realiza dicho uso.

  • Principalmente, es la calefacción el elemento que más gasto se hace de gas natural en viviendas de todo el país, ya sea a través de una caldera convencional o de una caldera de condensación. Se sabe además que la incidencia de estos elementos es muy superior en pisos frente a las viviendas unifamiliares, y su consumo dependerá también de la zona geográfica donde se encuentre.
  • También el agua caliente implica un importante gasto de gas natural, a través de calderas colectivas o de calderas individuales. También en este caso, la incidencia es mucho mayor en pisos que en viviendas unifamiliares.
  • Por otro lado, habrá que sumar a los anteriores elementos de las cocinas que todavía mantienen su funcionamiento a través del gas natural, aunque cada vez son menos por el aumento de popularidad de las cocinas eléctricas.

En todos estos casos, los aparatos más nuevos y eficientes permitirán ahorrar una cantidad importante a los consumidores, porque tendrán un mayor rendimiento energético con un menor consumo de gas. Si tienes la opción, cambia tus dispositivos cada poco tiempo, o realiza un mantenimiento adecuado en caso de que no puedas cambiarlos con tanta frecuencia.

Ahorra en tu factura del gas con Podo

En Podo pensamos en ti y en tus necesidades. Por eso, ofrecemos una serie de tarifas adaptadas al consumo de cada tipo de vivienda. Ya sabes cómo ahorrar en el recibo del gas, y todo parte también de contar con una empresa comercializadora que se preocupe por los intereses de los consumidores. Contacta ahora con nosotros, cambia tu contrato de gas y empieza a ahorrar de inmediato y para siempre en tu factura del gas.

calcula-oferta-electricidad

Llámanos
987 790 729