Llámanos gratis:
900 444 900
Facebook
Twitter
YouTube
LinkedIn
Instagram

¿Qué pagamos en nuestra factura de luz?

¿Qué pagamos en nuestra factura de luz?
16 marzo, 2018 Roger Noguera

Cada vez que vemos una factura de luz nos fijamos directamente en el total del coste de nuestro consumo eléctrico durante el periodo de facturación, que suele ser mensual (como en Podo). En las facturas se aprecia el coste de potencia, de la energía y otros conceptos como los impuestos, peajes o alquiler de contador, que evidentemente, incrementa nuestro coste real. ¿Pero qué está detrás de estos importes y por qué lo cobran las comercializadoras?

Resumen:

Los componentes del precio de la electricidad

El diario de referencia en el sector energético, El Periódico de la Energía, ha elaborado una lista de los conceptos que marcan el precio de la electricidad en España. En Podo, queremos ser transparentes y explicarte cada pauta de manera detallada:

OMIE: el mercado ibérico es el encargado de poner el precio de la electricidad cada hora y supone el 78% del coste eléctrico. La venta de energía se puede hacer por el mercado diario (aplicado a la mayoría) o mediante el mercado intradiario.

Red Eléctrica: en este sentido, es muy importante prestar atención. Parte de estas regulaciones afectan al precio de la energía que ves en tu factura a través de los servicios de ajuste.

Para situarte, Red Eléctrica es la empresa que actúa como operador del sistema eléctrico. Este ente se encarga de la toma de decisiones a la hora de balancear la oferta y la demanda de electricidad diaria en el mercado. A través de los servicios de ajuste, que financia el consumidor final en el precio final, se encuentran las restricciones técnicas o los servicios complementarios. Estos términos son: la reserva de potencia adicional a subir o los servicios de regulación, que aseguran el correcto funcionamiento del sistema eléctrico.

Otro tema a parte son los desvíos, ya que dependiendo de la electricidad que compres puedes ser beneficiado o sancionado. Si compras más energía de la solicitada o, por lo contrario, te quedas corto en esta obtención, el operador te repercutirá. Finalmente, el medio  remarca que todos estos movimientos pueden suponer el 5% del coste final.

Pagos Regulados: todos los consumidores (de todas las comercializadoras) están obligados a hacer frente estos pagos reflejados en el precio final. En este concepto figuran:

o   Los pagos por capacidad: es la subvención que da el Estado a los ciclos combinados de gas por estar disponibles en caso de un fallo de generación en el sistema. El pago de estas tasas dependerá: del tipo de tarifa, las horas de consumo y el tipo de consumidor.

o   Pagos por interrumpibilidad: se trata de una tasa incluida en el precio final que añadió el Gobierno en el año 2015, y que se hace mediante subasta. Es un mecanismo de control de la demanda que permite cortar el consumo de algunos grandes consumidores industriales para garantizar el servicio a otros suministros, como los domésticos, en caso de emergencia en el sistema.

Otros Pagos: las comercializadoras tienen que hacer frente a dos pagos que aparecen también reflejados en el precio de la electricidad:

o   Fondo Nacional de Eficiencia Energética: es un pago, fijado por el Gobierno que tiene que realizar tu compañía de luz en función del consumo de energía de los clientes.

o   Bono Social: este pago lo asumen todas las comercializadora en proporción al número de clientes contratados.

Peajes: a través de la factura existe este concepto que tienen que pagar los clientes por estar conectados a la red. La comercializadora lo cobra para dárselo después a la distribuidora. Estos costes varían también dependiendo de la tarifa, tipo de cliente y periodo de consumo.

Impuestos: el coste de la electricidad no está exento de impuestos. Por tanto, los consumidores tienen que hacer frente a estos importes regulados o IVA: 21% en la Península Ibérica y Baleares

o   Tasa Municipal: 1,5% del precio final (excepto el pago a distribuidoras), es lo que cobran los ayuntamientos a las comercializadoras.

o   Impuesto eléctrico: es el pago que figura en las facturas. Se cobra siempre que haya suministro.

  Impuesto Actividades Económicas: son unos pagos obligados que se abonan como referencia a la actividad económica correspondiente a la venta de electricidad a los consumidores.

En Podo somos transparentes en la factura de luz

Nuestra filosofía de empresa es que los clientes entiendan perfectamente que tipo de producto pueden contratar en función de sus necesidades, por ello en el blog de la electricidad podrás encontrar todos los conceptos más importantes del sector. Su acceso es público y tiene como objetivo hacer comprender los entresijos de la electricidad de manera sencilla. Recuerda, que en Podo te ofrecemos una tarifa personalizada para que pagues lo mínimo por tu consumo. Calcula aquí tu oferta.

Llámanos
987 790 729